Breve Estudio Teórico del Desarrollo Histórico de la Concepción del Estado

Este texto es la continuación de: Breve Estudio Teórico del Desarrollo Histórico de la Concepción del Estado

Autor: Isaac Emmanuel Palestina Duarte

San Agustin
Recuperado:

II.II El estado como medio

Este nuevo momento histórico representa la ruptura del avance en el conocimiento y las organizaciones sociales, de la búsqueda del conocimiento, se busca ahora a dios.          “La lenta caída del imperio romano arrastra, como un poderoso río, la caída de los sistemas clásicos de la vida y del pensamiento” (Xirau, 2007). En una visión dual de la interpretación de la realidad, primordialmente influida por la ciudad ideal de platón, San Agustín con “La Ciudad De Dios” (1998) logro racionalizar la fe, justificando así también el poder que llegara a tener la religión políticamente. “Las nuevas ideas modifican y cambian radicalmente los antiguos pensamientos en cuanto al conocimiento, en cuando al concepto de dios y en cuanto al sentido de la naturaleza, de la historia y el hombre” agrega Xirau que “Para todo pensador cristiano la fe es el dato imprescindible, una de las tres virtudes cardinales” (Xirau, 2007).

La ciudad de dios, se divide en una visión dual de la realidad, con demasiada similitud a “El mito de la caverna”. Platón considera que hay un mundo sensorial y un mundo de las ideas, que la verdad reside en esta última, San Agustín, nos dice que existen dos ciudades, la ciudad de dios y la ciudad terrena, la de dios es el objeto del hombre y la terrena es el medio para llegar a dios. “Puesto que consta que el colmo de todo cuanto debe desearse es la felicidad, la cual no es diosa, sino don particular de dios, y que por eso los hombres no deben adorar a otro dios, sino sólo al que puede hacerles felices” (San Agustín, 1998).

En la concepción platónica del Estado, se debe buscar el bien común, la felicidad de los ciudadanos, el agrega que ese es un don de dios y que por tanto para ser feliz se debe buscar a dios, se sustituye al hombre por dios, este último o el reino que ofrece, debe ser la recompensa de los justos. Sobre los gobernantes, ahí también similitud con “El sueño de Escipión” pues considera que estos también tienen un lugar especial y que son ministros de dios en la tierra. “Los ciudadanos que no lo son de la ciudad eterna, que en las divinas letras, se llama ciudad de dios, son más importantes y útiles a la ciudad terrena cuando tiene también esa virtud, que no cuando se hallan sin ella”. Agrega también y así diciéndonos que sino, somos parte de su comunidad religiosa, nos condenaremos a las pasiones y padeceremos la pena de irnos al infierno, que el que no tenga el deseo de dios también:

“Cualquiera que sin deseo de gloria con que teme el hombre disgustar a los que hacen justa estimación de las cosas, desea el imperio o dominio aun públicamente por manifiestas maldades, por lo general procura alcanzar lo que apetece; y así y el que anhela la adquisición de la gloria, una de dos: o la procura por el verdadero camino, o a lo menos por la vía de engaños, queriendo parecer bueno y no siéndolo”  (San Agustín, 1998).

San Agustín se desvincula por completo del estudio del Estado y simplemente lo ve como el camino para llegar al cielo, por lo tanto no profundizaremos en su estudio, pues no agrega grande cuestión a la interpretación del Estado, sin embargo si justifica el Estado que se impondrá en Europa (Feudal), como lo hemos visto el fin es dios y el hombre en su mundo sensorial debe sufrir y sacrificar en nombre de dios, para llegar a él: “Ruegos, pues, hermanos, por la misericordia de dios, que le ofrezcáis y sacrifiquéis vuestros cuerpos, no ya como animales muertos, sino como una hostia viva. Verdaderamente pura y santa, agradable y acepta a dios, como un sacrificio racional”. (San Agustín, 1998).  La única verdad es la de dios, el único fin es dios, el sacrificio es por dios, el conocimiento es tocar a dios, en fin dios como el centro de la preocupación del humano, en un retroceso que será como lo califican muchos “una pausa en la historia del hombre”.

aquino
Recuperado:

II.III Más cerca del Humano

Santo Tomas De Aquino, rescata el mundo sensorial, olvidado por San Agustín, le interesa al individuo sumergido en una realidad política y Social. Curiosamente, de igual forma que Aristóteles, se atiene a la visión real, y crítica la idealista. Es el inicio de deslindar a dios de la preocupación del hombre y sustituirlo por el humano; así pues Santo Tomas de Aquino viaja entre esos dos mundos, tratando de encontrar el punto medio.  La obra que analizaremos, son “Tratado de la ley, Tratado de la justicia, Sobre el gobierno del príncipe” (De Aquino, 1998). En el primer tratado De Aquino toca un tema bastante relevante para el Derecho. Hace una distinción entre ley y Derecho, la ley puede ser cualquier cosa que se faculte o prohíba sin importar su efecto, el Derecho es lo intrínsecamente justo, la justicia es dios y por tanto esta emana de la inspiración de dios.

“El hombre tiene cierta disposición para la virtud. Pero para que se dé la perfección de la virtud es necesario que haya en el hombre cierta disciplina” (Tomas de Aquino). Agrega que: “La ley debe escribirse no para el interés de algún particular, sino para el bien de la comunidad (…) Por eso conviene que la ley atienda a todos ellos, tomando en cuenta a las personas, los asuntos, y los tiempos” (Tomas de Aquino, 1998)”.

Considera que el mejor gobierno es el monárquico, pues “Cuando se ofrecen dos cosas de las cuales se puede seguir algún mal, hay que escoger aquella de la que se sigue el menor”. Así aun que este se vuelva tiranía, corre menos riesgo el estado que con el gobierno de los muchos. “El régimen por uno solo es el mejor y se muestra cómo se ha de relacionar con él la multitud del pueblo, para que se le quite toda ocasión de tiranía, y como aún en este último caso debería tolerarse para evitar mayores males”. Sobre el verdadero fin del gobernante nos dice que si este ha obrado bien que es una virtud, entonces estará con gracia de dios. “Quienes han gobernado justamente, si han preferido dominar sus pasiones antes que a los hombres, si no lo han hecho por una gloria vacía, sino por el amor de una felicidad eterna”. (Aquino, 1998).

Ramón Xirau opina sobre la filosofía de Aquino qué: “Dios es así concebido como el ser absolutamente perfecto que es también la causa final de todas las finalidades”(Xirau). Santo Tomas de Aquino es una nueva visión del mundo en la edad media, trata de mezclar los dos mundos, será el inicio de centrar al hombre en la preocupación del hombre. El choque de una edad, con otra, dos concepciones que se van a enfrentar posteriormente.

ambrosius-holbein-1518
Utopia

III.I El Choque De Dos Eras

III.II En defensa de la fe y del humano

Llegamos al Renacimiento, el orden concebido empieza a cuestionarse, dios sigue presente, pero el hombre también. Surge una corriente “Los Humanistas” Tomas Moro, y Erasmo de Rotterdam serán los que con sus obras plasmaran el sentir de este tiempo.

¿Por qué hacer un libro sobre una ciudad que no existe, por qué regresar al principio, a rescatar el mundo de las ideas, por qué hacer una sátira, un juego político, una nueva forma de protestar frente a los abusos de la autoridad?  Esto es “Utopía” (1987) de Tomas moro, el reflejo de una época que se perdió del ideal, en que la iglesia se aferró al mundo terrenal y se olvidó del cielo, los países se empezaron a desarrollar como Estado-Nación, nuevas ideas, una nueva era. Utopía es una sátira política donde se refleja la situación de Inglaterra, y un anhelo por volver a los principios, a la honradez, a dios. No tendrá grandes aportaciones en materia del Estado, pero si para la Teoría Política. George H. Sanine opina que:

“La concepción de Moro de lo socialmente justo derivaba francamente del análisis platónico de la sociedad que consideraba a ésta como un sistema de clases cooperantes, pero acaso debía más en realidad a la validez dada a esta concepción en la mayor parte de la teoría social de la edad media (…) Si es posible que una idea moral digna inspire alguna vez lastima, es sin duda ésta de Moro, que aparece en el umbral de las guerras religiosas y la expansión del comercio moderno. Expresaba, del mismo modo que la vida de Moro, el carácter razonable y la amplitud de miras del humanismo, así como la futilidad de una aspiración moral que no puede reconciliarse con la brutalidad de los hechos”. (H. Sabine, 2012)

ElPrincipeCristiano-500x500
Recuperado:

III.III El príncipe cristiano, justificación del absolutismo ilustrado

Con la frase del principio del ensayo, que es una belleza, está claro que el gobernante debe ser el capaz para gobernar, y que “Donde no hay posibilidad de elegir príncipe, allí con la máxima diligencia habrá que elegir al que instruya al futuro del príncipe”(Rotterdam, 2007), así se sabe, que este libro será leído por los reyes, que se está a favor de una monarquía y que si no se puede escoger al príncipe, por lo menos hay que escoger un buen instructor de este.

Este príncipe para Rotterdam sólo tiene que procurar una cosa “esforzarse en evitar ser malo” y la manera de corregir al príncipe es “cuando este no sabe que es príncipe” así pues se debe educar en humildad y siempre con el amor a la patria, la verdad y la pureza del bien. Un principio fundamental durante el Despotismo Ilustrado es la secularización del Estado, Rotterdam opina que:

 “Cristo no se halla en las ceremonias religiosas, es decir, en preceptos sólo conservados de cualquier manera y en las constituciones de la Iglesia. Cristiano no es, quien está presente en los actos religiosos, sino quien abraza a Cristo con afectos íntimos y le imita con actos justos”. (Rotterdam, 2007)

Con esto el rey se deslinda de los intermediarios, o sea de la religión, pues el príncipe por sí solo, es la única autoridad del reino.  Y para que el príncipe sea congruente agrega:

 “Debes exigirte más a ti mismo, porque lo que tu condenes tú debes obedecer (…) La muerte es igual para todos, para los mendigos y los reyes. Pero después de la muerte, el juicio no es igual para todos, con los poderosos será más severo que con ningún otro” (Rooterdam, 2007)

Para el la máxima preocupación es que el príncipe debe ser cercano a la filosofía, así lo dice: “Así como la función del ojo es ver, de los oídos oír, del olfato oler, del mismo modo es misión del príncipe velar por los intereses de du pueblo. Esto sólo puede realizarlo con sabiduría. Si el príncipe carece de ella, no mirara por la república más de lo que puede ver un ojo ciego” (Rotterdam, 2007)

Rotterdam justifica el Despotismo Ilustrado, se apega a la realidad del momento y da una solución para el problema de la iglesia, acepta a dios, pero no a la religión, está a favor de conservar la paz y de conservar el reino, es pues la teoría del Absolutismo Ilustrado.

“Existe una mutua relación entre el príncipe y el pueblo. El pueblo te debe tributo, acatamiento, honor. Pero tú en correspondencia le debes al pueblo ser un príncipe bueno y vigilante. Cuando exiges a los tuyos como deuda el impuesto, pregúntate antes a ti mismo si les has pagado lo que tu deber exige”. (Rotterdam, 2007)

El rey como el pueblo están cohesionados, y por ello deben buscar un solo fin. A lo largo de la obra Erasmo  le propone al príncipe un modo de actuar benévolo, y en posteriores épocas, las reformas que aplicaran los reyes, serán en este sentido, esto confirma la mirada de estadista de Rotterdam que aun mezclando el deber ser y el ser, logra una obra de impresionante belleza, que no es ideal, sino ética, tampoco pragmática sino humana, es pues el equilibrio.

discursos-sobre-la-primera-decada-de-tito-livio
Recuperado:

IV.I La pragmática Maquiavélica

IV.II El verdadero sentido de la pragmática

He decidido hacer un estudio aparte del humanismo cristiano a Maquiavelo, pues aunque es contemporáneo de Rotterdam y Moro, su visión de la realidad social dista mucho de ellos, siendo pues el primero en su época de concentrar su estudio en la acción política, más no el primero en hacerlo, como menciona Lorenzo Córdoba en el Prólogo del Príncipe (2015), pues debemos recordar que Cicerón ya lo había hecho en “La República” y además Aristóteles ya hablaba de la Ciencia Política. Respecto a la concepción de innovador en el Estado Moderno, debemos ver que Erasmo también ya meditaba de ello, pero no profundizo en esa pensamiento, Maquiavelo ya veía la necesidad de consolidarse como “Estado-Nación”, por lo que otras naciones ya hacían, en ese sentido Maquiavelo es precursor de ello.

El pensamiento de Maquiavelo, se ha concebido de manera errónea, debido a falsas interpretaciones, que no profundizan en su obra. Así se cree que Maquiavelo sólo se preocupa de la conservación y centralización del poder. Además su célebre frase, incompleta por cierto de: “los fines justifican los medios”  se ha malinterpretado totalmente, pues no se dice que los fines siempre es la conservación del Estado, y que el Rey debe actuar:

“Cauto en el creer y el obrar, no tener miedo de sí mismo y proceder con moderación, prudencia y humanidad, de modo que una excesiva confianza no lo vuelva imprudente, y una desconfianza exagerada, intolerable (…) como el amar depende de la voluntad de los hombre y el temer de la voluntad del príncipe, un príncipe prudente debe apoyarse en lo suyo y no en lo ajeno, pero, como he dicho, tratando siempre de evitar el odio” (Maquiavelo, 2015).

Su pensamiento como vimos no es maligno que se cree, sino el de un hombre preocupado por la seguridad del reino, Agrega también que: “el traicionar a los amigos y e carecer de fe, de piedad y de religión, con cuyos medios se puede adquirir poder, peo no gloria”, además de que sí, el poder centralizado, es la mejor forma de unir a un Estado, y Maquiavelo tiene muy clara esta idea de unificar a Italia para hacer frente al crecimiento de las  potencias.

“No se debe, pues, dejar pasar esta ocasión para que Italia, después de tanto tiempo, va por fin su redentor,  No puedo expresar con cuanto amor, con cuanta sed de venganza, (…) sería recibido en las provincias que han sufrido el aluvión de los extranjeros” (Maquiavelo, 2015).

Al igual que Erasmo, Maquiavelo habla sobre la preparación del príncipe, aunque no tan detalladamente: “debe entrar en el camino de los grandes e imitar a los que han sido excelsos, para que si no los iguala en virtud, por lo menos se les acerque”. Sobre la virtud, la ve como una aptitud política, no como cuestión moral.

“El príncipe necesita contar con el apoyo del pueblo, pues de lo contrario no tiene remedio en la adversidad”. Maquiavelo pues al decir que necesita el apoyo del pueblo dice que debe buscar el bien de este, entonces como se ha creído no es cierto que Maquiavelo sea el promotor del despotismo y de la pragmática, que se dice en sentido peyorativo, para criticar la actitud política objetiva que se deslinda de los valores morales, para preocuparse, por la real función o no función de un gobierno. Maquiavelo pues, se preocupa por lo real, por eso es un choque con las ideas de su época, pues se acata al hombre inmerso en la actividad social y política. “Siendo mi propósito escribir cosa útil para quien la entiende, me ha parecido más conveniente ir ras la verdad efectiva de la cosa que tras su apariencia” (Maquiavelo, 2015)

En otra obra de suma relevancia, y de menor popularidad Maquiavelo se declara partidario de la República como forma mixta de poder, me refiero a “Discursos sobre la primera década de Tito Livio” (2005). En esta obra Maquiavelo hace afirmaciones igual de contundentes, pero explicadas con mayor profundidad, por lo contrario en el príncipe, son afirmaciones contundentes, explicadas de manera breve, por lo tanto se puede inferir que el pensamiento político de Maquiavelo se refleja con mayor claridad en esta obra. Se preocupa primordialmente por el comportamiento humano, los problemas de las provincias de Italia, del surgimiento y función del Estado. Considera que el Estado debe asegurar la libertad de la población. “Una ciudad que vive en libertad, tiene dos fines: uno, conquistar nuevos territorios, y el otro, mantenerse libre, conviene que no cometa equivocaciones por exceso de amor” (Maquiavelo, 2005).  Sobre el respeto y limitaciones del Rey dice que: “Una República que no quiera tener motivos para ser ingrata, deberá gobernarse como Roma, y un ciudadano que no quiera sentir los golpes de la ingratitud  debe atenerse al comportamiento observado por los ciudadanos romanos” (Maquiavelo, 2005). Agrega que debe hacer el bien, y su conducta será emulada “Porque el deber del hombre bueno es enseñar a otros el bien que no ha podido poner en práctica por la malignidad de los tiempos o de la fortuna, para que, siendo muchos los capaces, alguno de ellos, más amado del cielo, pueda ponerlo en práctica”. Falso que su pensamiento sea maligno, también que se preocupe por estudiar los vicios y las formas de llegar al poder, se preocupa por la instauración de una República objetiva y consiente de la realidad, que vea por el bien común y perdure.

Cierro este ensayo con una frase de hermoso significado para el pensamiento del verdadero Maquiavelo.

“Nada hay más cierto que el hecho de que todas las cosas del mundo tienen un final, pero, en general, las que cumplen enteramente el ciclo que les ha sido asignado por los cielos son las que no han desordenado su cuerpo, sino que lo tienen regulado de modo que no cambia, y si se alera es para recibir salud y no daño” (Maquiavelo, 2005).

CONCLUSIÓN

Podemos responder a la pregunta que dio pie a este ensayo que el Estado se ha concebido, acorde a la situación política, social, y económica del momento. Para justificar una estructura de poder, un modo de producción y una nueva realidad social. A lo largo de este recorrido hemos visto que se contrapone una visión real con una ideal, que la ideal justifica la fe y se concentra en lo que “debe ser” y se desentiende de lo que “es”. La República y la Política son fundamentales para comprender nuestra ciencia y el Estado, pues a lo largo del tiempo, como se ha visto, todos se basan de estas dos posiciones para interpretar su realidad.  El Estado debe tener una visión amplia de su entorno, para saber contra que compite y de que debe prevenirse, debe ser objetivo en sus acciones. No podemos calificarlas de buenas y malas, sino de funcionales, o disfuncionales. Pues recordemos que no es posible un estado ideal.

Dada la investigación que hemos elaborado con la mayor exactitud posible, es necesario sumar todos los elementos y abordar una definición propia del Estado. El Estado es una asociación de individuos, que busca la seguridad propia, para asegurarla requiere de una autoridad, esta para legitimarse, debe establecer leyes y actuar conforme a los intereses de la comunidad. Sin embargo hay otras cuestiones pendientes en esta definición. ¿Cómo surge?, ¿Cómo debe conservarse, y cuáles son los medios para acceder a la autoridad en la actualidad?

BIBLIOGRAFÍA

Aristóteles, (2007) La Política. España, Madrid: Editorial Espasa Calpe, S.A.

Cicerón, Marco Tulio, (1991) La República. España, Madrid: Gredos.

De Aquino, Santo Tomas (1998) Tratado de la ley, Tratado de la justicia, Opúsculo sobre el gobierno de los príncipes. México, D.F: Porrúa.

  1. Sabine, George, (2012) Historia de la Teoría Política, México, D.F: Fondo de Cultura Económica

Kelsen, Hans, (2014). Teoría general del Derecho y el Estado. México, D.F: Universidad Nacional Autónoma de México.

Maquiavelo, Nicolás, (2015) El Príncipe. México, D. F: Porrúa.

Maquiavelo, Nicolás, (2005). Discursos sobre la primera década de Tito Livio. España, Madrid: Alianza Editorial.

Moro, Tomas, (1987) Utopía, México, D.F: Porrúa.

Platón, (2007). La República. México, D.F: Editores mexicanos unidos.

Porrúa, Pérez Francisco, (1994) Teoría del Estado. México, D.F: Porrúa.

Rotterdam, Erasmo Desiderio, (2007) Educación del Príncipe Cristiano. España, Madrid: Alianza editorial.

San Agustín, (1998) La Ciudad de Dios. México, D.F: Porrúa.

Seneca. (1975). Tratados filosóficos. México, D.F: Porrúa.

Xirau, Ramón, (2007). Introducción a la historia de la Filosofía. México, D.F: Universidad Nacional Autónoma de México.

Isaac E. Palestina Duarte

isaac

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s